Contáctanos

¡Preguntas frecuentes!

Todos los días se descubren nuevos usos para el cannabis, la mayoría de estos están respaldados en evidencia anecdótica y poco a poco se van desarrollando estudios científicos que los soportan. Algunas de las enfermedades, dolencias o condiciones médicas para las que existen estudios científicos que respalden el tratamiento con cannabis, son las siguientes: Epilepsia, Alzheimer, Artritis, Dolor Neuropático, Inflamación, Fibromialgia, Efectos Secundarios de Quimioterapia, Ansiedad, Estrés, Migraña, Cuidado de la piel, Náuseas, falta de apetito, Depresión, Parkinson, Insomnio, Esclerosis múltiple Cáncer.

No, cualquier planta de cannabis tiene propiedades medicinales. Además, tiene miles de componentes químicos que producen diferentes efectos en el cuerpo, tanto medicinales como psicoactivos y en algunos casos ambos. Dependiendo de la especie o variedad de cannabis de la que se esté hablando, se potenciarán algunos efectos más que otros y asimismo servirá para tratar algunas condiciones, enfermedades o dolencias más efectivamente.

Los primeros registros del cannabis se encuentran en las civilizaciones antiguas. Existe evidencia que sugiere que el cannabis se utilizaba hace más de 5,000 años en lo que hoy sería Rumania. Se cree que el cannabis con fines terapéuticos fue por primera vez utilizado en el año 400 A.C. También se habla de que, posiblemente, el cannabis se originó en Taiwán, en donde se utilizaba para hacer cuerdas de su tallo. Muchas teorías terminan acordando que sus inicios tienen que remontarse al territorio conocido como Eurasia.

Sí. Al hablar de marihuana y cannabis se refiere a la misma planta. Sin embargo, marihuana se utiliza popularmente para referirse a la sustancia con efectos psicoactivos, mientras que el término cannabis tiene una connotación más científica.

Actualmente, existen más de 60 países en donde el cannabis ha sido despenalizado o legalizado en alguna de sus formas (recreativa y/o medicinal). Países como Canadá y Uruguay han legalizado completamente el cannabis, tanto recreativa como medicinalmente y en EE.UU. cada vez más estados se suman a esta tendencia. Por su parte, Colombia legalizó el cannabis exclusivamente para fines medicinales y científicos, a través de la Ley 1787 del 2016 artículo 3 parágrafo 6.

Sí. Sin embargo, estudios recientes han demostrado que el CBD tiene la propiedad de reducir los efectos psicoactivos del THC. Si un paciente no desea sentir estos efectos del THC, se recomienda que su medicamento contenga también CBD idealmente en proporciones iguales o mayores.

Analgésico, Ansiolítico y antipsicótico, Anticonvulsivante, Antiespasmódico, Antiemético (evita náuseas), Antinflamatorio, Antioxidante, Antitumoral, Disminuye dolores crónicos, Estimula el apetito, Induce al sueño, Previene el síndrome de abstinencia, Protege y repara el tejido nervioso, Regula el sistema inmune, Relajante muscular.

El cáñamo es una de las variedades de cannabis. Esta variedad no produce efectos psicoactivos, tiene pocos componentes químicos en comparación al cannabis y es utilizado en su mayoría para fines industriales.

El Cannabis puede contener más de 0.3% de THC. Puede producir un efecto psicoactivo. Tiene una gran variedad y diversidad de componentes químicos (cannabinoides, terpenos y otros). Ideal para fines medicinales. El Cáñamo contiene menos de 0.3% de THC. No produce efecto psicoactivo. Contiene componentes químicos limitados y es ideal para fines industriales (ropa, fibra, alimentos y demás)

Todos los seres vertebrados tienen un sistema en el cuerpo llamado el Sistema Endocannabinoide (SEC). El SEC es una compleja red de receptores, moléculas y enzimas que trabajan para ayudar al cuerpo a mantener homeostasis (equilibrio celular) comunicándose con el resto de sistemas del cuerpo como el Nervioso Central, Inmunológico, Circulatorio, etc., para asegurar un funcionamiento óptimo manteniendo en equilibrio todo el cuerpo. El cannabis es una planta con miles de componentes químicos, entre ellos los cannabinoides como el THC y el CBD. Estos cannabinoides, con diferentes propiedades, son reconocidos en el cuerpo gracias al Sistema Endocannabinoide, desencadenando toda una serie de reacciones benéficas a nivel sistémico en el organismo.

Los cannabinoides más abundantes en la planta son el tetrahydrocannabinol, más conocido como THC, y el cannabidiol, más conocido como CBD. La gran diferencia es que el THC produce un efecto psicoactivo, mientras que el CBD no. Sin embargo, ambos cannabinoides tienen numerosas propiedades medicinales.

El THC es el componente psicoactivo del cannabis, el cual altera la percepción y cambia el estado de ánimo. A pesar de ser el responsable de ese efecto psicoactivo, el THC tiene grandes propiedades terapéuticas. tetrahydrocannabinol.  Por su parte, el CBD es un cannabinoide no psicoactivo que se encuentra tanto en la planta del cannabis como en la del cáñamo (hemp). Esto quiere decir que no tiene los efectos psicoactivos del THC y posee una gran variedad de beneficios terapéuticos.

Carrito de compra

Ley 1787 del 2016 artículo 3 parágrafo sexto

El estado deberá proteger y fortalecer a los pequeños y medianos cultivadores, productores y comercializadores nacionales de cannabis medicinal

CONSULTE GRATIS CON UN EXPERTO EN CANNABIS MEDICINAL.
WHATSAPP +57 322 416 0603

Clic por fuera para cerrar